miércoles, agosto 26, 2015

Doctor Who: Un Viaje a través del Tiempo y el Espacio


Hoy quiero hablar de algo a lo que le tengo especial cariño y de lo que soy fanático. Si bien soy aficionado a todo lo que es freak, definirme como fanático sólo lo puedo hacer con algunas cosas, siendo una de ellas la serie de la que les hablaré a continuación. Les invito a conocer “Doctor Who”.

Corría el año 1962 cuando BBC comienza hacer planes acerca de realizar una serie de ciencia ficción que de paso fuera educativa, por lo que debía estar dirigida al público infantil. Así nació la idea de un extraterrestre que viajara en el tiempo y el espacio y que enseñara ciencia e historia, pero que a la vez fuera entretenido. Con los meses fueron desarrollando más el concepto y buscando el equipo para llevarlo por fin a la pantalla, resultando esto posible el 23 de noviembre de 1963 con el nombre de “Doctor Who”.
Pero el estreno no estuvo exento de problemas, pues sucedió un día después del asesinato del presidente norteamericano John F. Kennedy en Dallas, Texas. Debido a esto, el primer capítulo no tuvo los niveles de audiencia esperados y sólo desde el segundo capítulo en adelante los programadores de BBC se dieron cuenta de que lo que tenían no sólo podía ser un éxito, sino un fenómeno cultural.


La historia comienza en la escuela para señoritas Coal Hill, donde dos profesores, Ian Chesterton y Barbara Wright intercambian apreciaciones acerca de una extraña chica recién llegada llamada Susan Foreman, la cual parece tener conocimientos demasiado avanzados para sus 15 años, en especial en las aéreas de ciencia e historia. Por otro lado, nadie sabe nada acerca de la chica, sólo que vive junto a su abuelo. Por ello, los profesores siguen a la chica hasta un deshuesadero en que la ven entrar en una antigua cabina telefónica de policía de color azul. Ian y Barbara no entienden nada, pero mientras están fisgoneando son sorprendidos por el anciano abuelo de Susan, quien les dice que no se metan en sus cosas y les exige que se retiren; pero de pronto escuchan a Susan dentro de la caja, por lo que entran a buscarla, encontrándose con la sorpresa de que en su interior estaba la enorme sala de mando de una nave futurista. Una vez adentro, el abuelo de Susan, que se identifica como El Doctor, les dice que son exiliados de un planeta lejano y que esa era su nave, la Tardis (Time and relative dimension in space), en la cual los encierra y rapta para que lo acompañen en sus viajes.
Así comienza la serie, transformándose pronto en la favorita del público y un ícono de la cultura británica.


Pero el programa pudo durar mucho menos, pues su primer protagonista, el actor William Hartnell, comenzó a mostrar síntomas de arteriosclerosis, teniendo problemas para memorizar sus diálogos y debiendo improvisar en muchas ocasiones. No obstante, su encarnación del Doctor se había vuelto una especie de abuelo amoroso para todos los chicos británicos, así que era muy complejo el panorama si es que la situación de Hartnell se volvía aún más severa. Entonces los productores de BBC tomaron una decisión arriesgada que podría salvar el programa o mandarlo definitivamente al olvido. Como el Doctor es extraterrestre, resulta que cuando está cercano a morir, puede regenerar su cuerpo totalmente, cambiando de aspecto y personalidad. Esto les permitió cambiar a Hartnell y no dejar el personaje del Doctor anclado a un actor específico. Hasta hoy, oficialmente 13 actores han representado al Doctor en pantalla, siendo ellos William Hartnell, Patrick Troughton, Jon Pertwee, Tom Backer, Peter Davison, Colin Baker, Sylvester McCoy, Paul McGann, Christopher Eccleston, David Tennant, Matt Smith, John Hurt y Peter Capaldi; siendo cada uno una faceta diferente del mismo personaje y una muestra colorida de lo que nos puede ofrecer el Doctor.


Durante todos los 60’s y 70’s el Doctor fue exitoso en sus viajes en la pantalla chica. Pronto supimos más acerca de su persona, como que viene del planeta Gallifrey, siendo su pueblo conocido como Señores del Tiempo, capaces de construir naves dimensionales, más grandes por dentro, que son capaces de viajar a través del tiempo y el universo. También conocimos a sus grandes enemigos, contándose entre estos a los dalek, cybermen y El Amo. O sus compañeros, quienes por lo general son jóvenes humanos que siguen al Doctor en sus aventuras, algunos de los cuales se robaron el corazón del público.


No obstante, para mediados de los 80’s las cosas se enturbiaron. Hubo críticas acerca de la calidad de las historias y de lo costoso que le resultaba a BBC hacer una serie de ciencia ficción, debido principalmente a los efectos especiales. Ya para la época del Sexto Doctor (Colin Backer) hubo un año en el que no se transmitió la serie, retomándose la periodicidad con el séptimo Doctor de McCoy; pero vendría lo que todos temían. Inesperadamente, pues las cifras de audiencia se mantenían bien para un programa que ya llevaba 33 años al aire, “Doctor Who” fue cancelada en 1987.


Ahora, BBC oficialmente dijo que dejaba la serie en pausa, pues lo que quería era subcontratar su producción. No obstante, la espera para que alguien se hiciera cargo de “Doctor Who” duraría 10 años, terminando cuando la Columbia Picture consiguió los derechos para hacer una película para televisión que se estrena tanto en Gran Bretaña como en Estados Unidos en 1996. Es obvio que la intensión era que esta película fuera la semilla para una nueva serie con producción americana, pero a pesar de haber sido uno de los programas más vistos en Inglaterra, en Estados Unidos el recibimiento fue tibio, por lo que se terminó abortando la idea por 9 años más.


BBC tuvo que esperar hasta 2005 para hacer una nueva serie de “Doctor Who”, una vez que los contratos con Columbia caducaron. Entonces se le pidió al escritor Rusell T. Davis que le diera una nueva cara al Doctor y lo llevara al siglo XXI; pero como previsión, esto no se haría por la señal principal de BBC, sino una secundaria como BBC Gales. En esta ocasión se nos presenta un nuevo Doctor, atormentado por ser el único superviviente de su pueblo debido a una terrible guerra, con nuevos compañeros y aventuras por delante.
Contrario a lo que muchos preveían, el Doctor volvió en gloria y majestad para ser una de las series más exitosas de la BBC a nivel mundial. Hoy en día la serie va a cumplir 52 años y se encuentra más vigente que nunca.


¿Cuál es la clave de la longevidad y éxito de “Doctor Who”? Pues podemos adjudicarlo a varios factores. Tenemos primero la originalidad en sus historias, escritas por importantes autores del género, siendo varias de ellas premiadas con los galardones más importantes dedicados a la fantasía y la ciencia ficción. Lo otro es que es una serie que, a pesar de ser dirigida en un principio a público infantil, nunca cayó en la subestimación de los niños, mostrando temas complejos sin ningún tapujo. En su momento la serie ha mostrado tópicos tan complejos como la diversidad sexual y el racismo, lo cual ha causado cierto revuelo y en algunos casos protestas, cosa que nunca ha hecho mella en los productores y en la elección de temas para los capítulos.


Tenemos también a los personajes recurrentes que conforman un colorido ramillete de personalidades que son el perfecto complemento del Doctor. Desde los más clásicos, como el Brigadier Alistair Gordon Lethbrige-Stuart, el perro robot K-9 y a la compañera más popular Sarah Jane Smith; llegando a los modernos, entre los que podemos contar al inmortal Capitán Jack Harness, River Song o los tres miembros de la banda de Paternoster. Todos en sí son personajes magníficos que no se ven palidecidos al lado del Doctor.


Además es de menester hablar de los malos, cosa que “Doctor Who” tiene en gran cantidad y calidad. Durante mucho tiempo se hicieron quejas por parte de los padres acerca de lo aterrador de los monstruos que aparecían en la serie, pero esta es una de las cosas que más se disfruta, porque le da un toque de terror que las series de su tipo no suelen tener. Entre los enemigos del Doctor debemos mencionar de manera especial a los dalek, una clase de nazis espaciales que son mutantes metidos en una armadura en forma de salero; a los cybermen, robots que una vez fueron humanos pero que perdido cualquier vestigio de esta condición en pos de una perfección cibernética; o a El Amo, el némesis del Doctor. Mientras que de la serie actual podemos nombrar a los carnívoros Vashta Nerada, los malvados Ángeles Llorosos o a los siniestros Silenciosos.


Y por sobre todo tenemos al Doctor, este protagonista que nos parece especialmente familiar pero que al mismo tiempo es todo un misterio. El Señor del Tiempo de nombre desconocido es un personaje divertido y cercano, siempre valiéndose de su intelecto y de su destornillador sónico para salvar la situación. A pesar de ser un extraterrestre, posee una profunda humanidad; pero también una contracara oscura, lo que hace aún más real al personaje.


A diferencia de otras franquicias de ciencia ficción, donde lo que impera es la espectacularidad de los efectos especiales, en “Doctor Who” se ha buscado en todo momento hacer historias interesantes y que tuvieran un trasfondo científico. De hecho, algunos detractores que analizaban superficialmente la serie se quejaban de los malos efectos de un principio, aunque "Doctor Who" fue pionero en varias técnicas nuevas para televisión, como el uso de gráficas computacionales en su intro o su tema principal, el cual fue compuesto para sintetizador en una época en que la música electrónica estaba en pañales.


El programa se ha transformado en un patrimonio cultural de Gran Bretaña, siendo imágenes como la Tardis, un dalek, la bufanda del Cuarto Doctor, el destornillador sónico o un fez íconos reconocibles por cualquiera. Además, los fanáticos de la serie se pueden contar por millones alrededor del mundo, haciéndose llamar a sí mismos whovians, entre los cuales podemos contar a personalidades tan importantes como Steven Spielberg, Neil Gaiman o la Reina Isabel.


Si eres neófito en cuanto al tema y deseas saber más al respecto, las siguientes son las fuentes para saber acerca del Doctor y su universo:
- La etapa clásica que se transmitió desde 1963 a 1986. Si bien no es tan fácil encontrarla en nuestro idioma, hay varias páginas que están subiendo capítulos con subtítulos; acá les dejo una de ellas. Por otro lado, es importante notar que hay capítulos perdidos de las primeras temporadas de los cuales nunca más se ha tenido noticias.


- La serie moderna, que ha tenido temporadas de 2005 hasta la actualidad. En este caso si contamos con todo el material doblado o subtitulado a nuestro idioma.


- Hay varias historias en audio producidas por la editorial Big Finish, que aunque en algunos casos son historias alternativas que no afectan al canon de la serie, no por eso dejan de ser menos interesantes o entretenidas. El gran problema de esto es que todo está en inglés, así que si no hablas este idioma, mejor pasemos a otra cosa.
- Hay varios cómic que nos muestran las aventuras del Doctor, siendo quizás el más interesante uno que hace un cruce entre el Señor del Tiempo y los personajes del universo de Star Trek.



- También podemos recurrir a las franquicias derivadas de "Doctor Who”, como lo son "Torchwood" y las "Aventuras de Sarah Jane Smith".


- Hay varios juegos para computadora y varias ediciones de juegos de rol inspirados en "Doctor Who”. Este material que puede encontrar con facilidad de la red.
- Hay muchos páginas de fanáticos en castellano, pero a mi parecer la mejor de todas es la que se llama "PapelPsíquico".
Estas son las recomendaciones que puedo darte para que encuentre mayor información acerca de "Doctor Who". Seguramente a medida que vayas recabando datos, encontrarás otras cosas que sean de interés.


Son pocas las series de televisión que sobreviven tanto tiempo no sólo en la pantalla, sino en el corazón del público. A pesar de haber estado 20 años fuera de pantalla, el programa fue capaz de volver con mayor fuerza y de ampliar su número de fanáticos, apuntando a nuevas generaciones que ni siquiera habían visto la serie clásica. Esto se debe a que "Doctor Who" nos hace soñar con conocer mundos lejanos, el pasado remoto o el impredecible futuro; todo viajando el interior de una caja azul que es más grande por dentro y que está piloteada por un extraterrestre loco con un par de corazones de oro.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario