viernes, marzo 25, 2016

Playlist: Canciones para Reventar un Viernes Santo


Hable de las películas que se pueden disfrutar en semana santa y espero que haya servido de guía a los cinéfilos. No obstante, comprendo que hay gente que se siente sinceramente repelido por todo esto de gente rezando, haciendo procesiones por las calles, alabanzas, hosannas y bendito es el que viene. Si lo que deseas es demostrar tu molestia, entonces, cuando pasen las procesiones frente a tu casa con esas ancianas que llevan rosario y las cabezas cubiertas, abre las ventanas que dan a la calle, prende el equipo de música a todo lo que da y toca alguna de las canciones que mostraré a continuación, pues se trata de  temas que por su contenido son los más inapropiados para esta fiesta religiosa y harán que los oídos de los creyentes sangren.

Ahora bien, muchos me dirán que es cosa de poner un disco de black metal y ya, pero la idea es no ser tan obvio. Por otro lado, sólo hablaré de canciones de los últimos 50 años; porque perfectamente podemos mencionar melodías como “El Trino del Diablo” de Tartini, pero la verdad es que nadie la asociaría en actualidad con algo blasfemo o anticristiano.


Desde un principio los fundamentalistas cristianos pusieron sus ojos en el rock, argumentando que era un ritmo satánico. Por su lado, los Rolling Stones reafirmaron esta creencia con su canción de 1968 “Sympathy for the Devil”, en la cual hacen una apología a la imagen del Ángel Caído, mostrándolo como un elegante tentador que ha actuado durante toda la historia de la humanidad. Muy usada en películas de terror afines.


Uno que se declaró siempre ateo fue John Lennon, quien sacó chispas en su momento cuando dijo que los Beatles eran más grandes que Jesús. No obstante, fue en su carrera como solista en que pudo componer canciones en las que plasmó con mayor fuerza sus convicciones acerca de la religión. La más conocida es “Imagine”, donde se dice claramente que el mundo sería mejor y más pacífico sin religiones, pero la que realmente fue más polémica es “God”, de 1970, donde no sólo le da una repasada a dios y a Jesús en su letra, sino a varias otras figuras como Buda, Gita, Hitler, Elvis, Bob Dylan e, incluso, a los Beatles.


El heavy metal comenzó su historia en 1970 cuando debutó la banda Black Sabbath. Formada por un grupo de chicos inadaptados de Birmingham, Black Sabbath fue innovador en el rock al darle un vuelco oscuro y pesado al género, lo cual es patente en el primer single de la banda, llamado también “Black Sabbath”. Se trata del relato acerca del aterrador encuentro de alguien con el diablo y sus primeros acordes harían empalidecer a cualquier beato.


“Jesús murió por los pecados de alguien, pero no por los míos”. Esta es la frase que usa la poetiza del punk Patty Smith para empezar su versión de la canción “Gloria”. Original de Van Morrison y su banda Them, Patty Smith tomó esta canción y la transformó en uno de los himnos del movimiento punk en 1975.


Hay temas que se han enquistado en el mito popular, teniendo una leyenda negra a cuestas que la verdad se basa sólo en infundios. Ese es el caso de “Hotel California” del grupo Eagle, quienes la estrenaron en 1977. La letra es compleja, muy simbólica y críptica, prestándose para varias interpretaciones. Debido a ello, muchos hoy aún la conectan con el satanismo, cosa que la banda ha desmentido hasta el hartazgo.


Nunca el descenso al infierno fue tan cool como cuando los australianos de AC/DC nos hablan de una autopista que nos lleva al inframundo en el tema de 1979 “Highway to Hell”. El título del tema y lo que trata no debe ser tomado literalmente, ya que la banda se refería al ritmo de vida de un grupo de rock cuando está en gira.


Ahora, no puede haber una revisión de canciones que ponen los pelos de punta a los religiosos sin mencionar “The Number of the Beast” que aparece en el álbum homónimo de los británicos Iron Maiden, editado en 1982. Se trata de un tipo que va al infierno y que contempla los sacrificios y orgias que ocurren ahí. Cantar el coro a viva voz te puede hacer acreedor de un exorcismo.


Un clásico antirreligioso de 1984 es “Blasphemous Rumours” de la banda electrónica Depeche Mode. Es un reclamo a lo que parece ser el cínico y negro sentido del humor que tiene dios, hecho con una melodía oscura y sugestiva.


Por su lado, una que no se va por las ramas al plantear su desprecio por la religión es la banda XTC y su canción de 1987 “Dear God”, en que le enrostran a dios ser un testigo abúlico de las injusticias de este mundo, llegando al final a la conclusión de que dios es solo un invento.


Antes de la partida de Freddie Mercury, Queen sacó el disco “Innuendo”, en el cual se incluye una canción homónima sobre la superación humana a pesar de las trabas que se nos presentan, incluida la religión. No es tan directa como otras, pero su melodía, mezcla de rock y flamenco, es una delicia.


R.E.M. fue uno de los grande exponente del rock universitario a principios de los 90’s, siendo uno de los pilares de la movida alternativa. Uno de sus singles más recordados es “Losing my Religion” de 1981, el cual fue interpretado como un llamado al ateísmo por parte de varios conservadores. No obstante, la letra no debe ser tomada de manera tan literal, pues se trata en realidad de la perdida de la fe en una relación.


En 1995 Joan Osborne se ganó una ridícula polémica por una canción muy bonita que no agradó a los fundamentalistas religiosos. “One of Us” nos habla de Dios como un tipo común y corriente, con un trabajo aburrido, que comparte nuestra vida como si fuera cualquier otro mortal. No es para nada contestaría, pero algunos sobrereaccionan por nada.


Marilyn Manson fue una banda que rompió varios esquemas dentro de lo que es el rock industrial. Retomando la teatralidad que en su momento impuso Alice Cooper, Marilyn Manson la llevó al siguiente nivel, haciendo de lo feo algo artístico. Entre uno de sus temas encontramos “Antichrist Superstar” que la incluyo por… ¿En realidad con ese nombre es necesario que lo explique?.


Ya en el nuevo milenio tenemos una canción que es bastante explicita en cuanto a su postura frente a dios y al tema religioso. “Judith” de A Perfect Circle se presentó en 2000 y fue el primer gran éxito de esta banda, la cual se inspiró en el caso de una mujer que quedó parapléjica. “Fuck your god!”.


Una en nuestro idioma, para variar, es la canción de La Polla Record de 2003 “Dios”. Con todo el power del punk ibérico, el grupo denuncia el doble estándar de las religiones.


Alguien a quien siempre recordaremos con admiración es Lemmy Kilmister, el hace poco fallecido cantante y bajista de Motörhead. Él compuso una canción en 2006 llamada “God was Never on Your Side”, en la cual habla acerca de lo ridículas que son las creencias religiosas y carentes de razón.


Finalicemos esta revisión con una canción que no es polémica por lo que dice, sino por su videoclip. Lady Gaga se ha encargado de no dejar a nadie indiferente desde que empezó en esto de la música. Para algunos es más por cosas superfluas que por verdadero valor artístico, pero es obvio que provocar es lo que busca y lo consigue. Esto es lo que pasa con el video de la canción “Judas”, en que muestra a Jesús y sus apóstoles como una pandilla de motociclistas y ella como una especie de María Magdalena.



Bueno, ahí les dejo una de las muchas canciones que pueden ser usadas para transgredir la santidad del viernes santo, pero de seguro a los lectoras se les ocurrirán muchas. Compartan sus aportes en los comentarios, que tengan una feliz pascua y, si no les interesa la celebración de semana santa, por lo menos aprovechen los días extra de descanso. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario